Como en todos los ámbitos académicos de la UNT, la lucha contra la pandemia por Coronavirus llevó el año pasado a extremar los cuidados y a implementar otros métodos de enseñanza, siendo la virtualidad la protagonista.

Al final del patio del Rectorado se encuentra el laboratorio donde se dicta la asignatura Tecnología Farmacéutica I. Allí, la profesora adjunta Patricia Asbene, junto a la Jefa de Trabajos Prácticos, Lucía Kasem y la profesora Adriana Ordóñez esperan la llegada de un grupo de estudiantes del 5º años de la carrera de Farmacia, para su primera práctica presencial luego de un año bastante atípico.


A diferencia de otros años, en vez de ser grupos de 20, la cantidad de alumnos se vio reducida a la mitad para respetar el distanciamiento y los protocolos fijados por el COE (Comité Operativo de Emergencia) Tucumán.
 
Debido a esto, se organizaron distintas comisiones -tanto por la mañana como por la tarde., en esta asignatura que, como otras que se dictan en la UNT, tuvo que organizarse para cumplir con las expectativas académicas y de formación.

Presentamos la entrevista que Medios UNT hizo a los docentes y alumnos/as presentes: